Originalmente, el profesor Alejandro Godoy Medina comenzó a impartir un taller de teatro en 1984 a grupos de estudiantes, trabajadores y administrativos, cuando el Dr. Enrique Graue era director de la Facultad de Medicina, quién tuvo la iniciativa de investigar cuáles eran los recursos que los estudiantes necesitaban desarrollar. De esta manera, le solicitó al profesor Godoy que presentara un proyecto al Consejo Técnico, misma que fue aprobada para que los estudiantes expandieran sus conocimientos hacia esta disciplina de las bellas artes que les permitiera desenvolverse en el ámbito social, ponencias o explicaciones, e incluso mejorar su capacidad de relación médico – paciente en el campo laboral.

Uno de los objetivos claros es que los estudiantes encuentren confianza consigo mismos, aprendan a manejar las emociones, a ser empáticos con sus pacientes sin involucrarse de manera afeciva y amplíen su cultura. Esta clase les permite también desestresarse, divertirse, desahogarse y atender de cierta manera las dudas existenciales que surgen a lo largo de su profesión.

 

Con información de Alejandro Godoy Medina, profesor de la clase optativa de Teatro I y II de la Facultad de Medicina, UNAM.